Actualidad

Comenzó la EASD 2018 en Berlín.

El encuentro anual de de la Asociación Europea para el Estudio de la Diabetes 2018  (EASD por sus siglas en inglés) ya ha comenzado en Berlín.

Y lo ha hecho esta mañana, el día 1, como siempre, con variados simposios de la industria al que pueden asistir todos los inscritos en el congreso.

Y si bien los temas son variados y se presentan en pararelo, esta mañana hemos optado por asistir a uno llamado “De la Ciencia a la Realidad: comprendiendo el lado silencioso de la hipoglicemia severa”, auspiciado por el Laboratorio Lilly.
Cuatro reconocidos profesionales entre los que se encontraba el Profesor Thomas Danne, además de una paciente para poner el testimonio en primera persona, nos contaron algo que para quienes tenemos diabetes y estamos muy implicados en aprender día a día no es nada nuevo.

El simposio se planteaba como objetivo aumentar la comprensión para identificar a las personas con diabetes tipo 1 y tipo 2 en riesgo de presentar hipoglicemias; aumentar el conocimiento del impacto y las consecuencias de las hipoglicemias severas en las personas; y aumentar la divulgación acerca de la importancia de discutir la hipoglicemia con las personas en riesgo, mejorando su calidad de vida.

Recordemos que recientemente, el Grupo Internacional de Estudio de las Hipoglicemias determinó que las clasificación de hipoglicemia hoy tiene 3 niveles:

Nivel 1: Menor o igual a 70 mg/dL. Valor de alerta de hipoglicemia. No es un hipoglicemia verdadera, pero se requiere una acción para impedir que la glucosa siga bajando, y no debe ser reportada en estudios clínicos.

Nivel 2: Menor a 54 md/dL. Hipoglicemia clínicamente significativa. Suficientemente baja que indica seriedad. Hipoglicemia clínicamente importante.

Nivel 3: Sin valor de glucosa especificado. Hipoglicemia severa. Hipoglicemia asociada a un deterioro cognitivo severo, requiriendo asistencia externa para recuperarse.

Obviamente las personas tratadas con insulina, ya sea que tengan diabetes tipo 1 o diabetes tipo 2, tienen una alta frecuencia de hipoglicemias severas, 1.2 y 0.4 episodios por año respectivamente, siendo las causas más relevantes una irregular o insuficiente ingesta de comida, la actividad física, error en las dosis de insulina, y situaciones de estrés, por nombras las primeras de la lista.
Los factores de riesgo más asociados a episodios de hipoglicemia severas son la duración de la diabetes en el caso de quienes tienen diabetes tipo 1, la duración de las años de tratamiento con insulina para los tipo 2, historia previa de hipoglicemias severas, hemoglobina glicosilada y alta variabilidad glicémica, entre otras.

La recomendación es que el riesgo de hipoglicemia debe ser discutido con el pacientes y/o sus cuidadores. Entender las formas de prevenirlas y tratarlas. El glucagón DEBE ser indicado para que los pacientes lo tengan y hay que enseñarle a quienes lo deberán administrar cómo se hace, con demostraciones prácticas.

Sin dudas un gran desafío en nuestra región en donde los médicos no disponen de suficiente tiempo para educar y el glucagón no es de libre acceso a todos los pacientes.  A luchar por eso también.

Hasta aquí el mini informe de esta mañana.
Sigan en sintonía.

Marcelo González
Desde Berlín.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *